¿Cómo pedir el cheque de 200 euros aprobado por el Gobierno?

¿Cómo pedir el cheque de 200 euros aprobado por el Gobierno?

¿Cómo pedir el cheque de 200 euros aprobado por el Gobierno?

En unos pocos días (durante este mes de julio) se podrá solicitar la «limosna» que nos ha preparado el «gobierno más progresista de la historia». Esta aportación es un cheque de 200 € que solo se paga una vez y que se entrega si se cumplen una serie de requisitos.

¿Quieres conocer si cumples con los requisitos para recibir o pedir la ayuda del cheque de 200 euros por rentas bajas? Aquí te explicamos cuáles son los requisitos y como puedes solicitar este cheque de 200 euros que el gobierno de España ha aprobado como una de las medidas anticrisis para las familias vulnerables y con rentas bajas.

CR_966556_ed7e958a22d3449989474bd996920bf7_la_cruel_realidad_thumb_fb-155244006

Actualización: 27 de junio de 2022

Este cheque de 200 euros para rentas bajas ha sido aprobado por el gobierno en el Real Decreto Ley 11/2022 del día 25 de junio y publicado el día 26 de junio de 2022. En el artículo 31 de este RDL 11/2022, como una de las medidas o paquetes de ayudas ante la crisis, se especifica la voluntad de «proteger a las personas más vulnerables en la actual situación de crisis». Se trata, pues, de una ayuda directa a personas con una renta baja y poco patrimonio.

¿Quién puede solicitar el cheque de 200 euros?

 

Pueden solicitar esta ayuda las personas físicas que en el momento de entrada en vigor de este RDL 11/2022 realicen una actividad por cuenta propia, ajena y dados de alta en la Seguridad Social o mutualidad y también los desempleados inscritos en la oficina de empleo, y que sean beneficiarios del paro o subsidios por desempleo.

Este cheque se trata de un pago único de 200 euros a las personas que cumplan con los requisitos que identificamos ahora.

e9161d94ae1e6268820b1cfeaeefdffe-1585934968

Requisitos para solicitar el cheque de 200 euros

Existen una serie de requisitos para acceder y pedir este cheque social de 200 euros. Como primera cosa a cumplir es que debes tener tu residencia legal y efectiva en España y haberla tenido de forma continuada e ininterrumpida durante el año inmediatamente anterior a la fecha de entrada en vigor del Real Decreto Ley 11/2022.

Además, existen estos otros requisitos:

¿Cuál es el límite de ingresos para solicitar el cheque?

Podrás pedir el cheque de 200 euros siempre que los ingresos en 2021 no hayan sido superiores a los 14.000 euros anuales y no tengas un patrimonio por encima de los 43.196,40 euros.

Para este cálculo se suman los ingresos de todos los miembros de la unidad de convivencia; de todas las personas que convivan con el beneficiario a fecha 1 de enero de 2022 y estén unidos en matrimonio o análoga relación de afectividad o parentesco, hasta el tercer grado y también que convivan con las anteriores en guarda con fines de adopción o acogimiento familiar permanente.

¿Existe un límite de patrimonio?

Sí, hay un límite de patrimonio de 43.196.40 euros anuales. Esta cuantía del patrimonio esta regulada por los apartados 1, 4 y 5 del artículo 20 de la Ley 19/2021, del  20 de diciembre, en que se regula para el Ingreso Mínimo Vital.

a8992457b75a2cfc845178776a7505cf--funny-cartoons-be-you-3470139061

¿Quién no podrá solicitar este cheque de 200 euros?

No podrán solicitar esta ayuda, las personas que no cumplan con los requisitos antes indicados y las que estén recibiendo el Ingreso Mínimo Vital o pensiones dentro del Régimen General y los Regímenes especiales de la Seguridad Social o Régimen de Clases Pasivas del Estado, no pueden recibir este cheque de 200 euros.

¿Cómo y dónde pedir el cheque de 200 euros?

Podrás solicitar esta ayuda desde la sede electrónica de Hacienda. El proceso aún no está habilitado y abierto y según el detalle de gobierno se abrirá en julio. Deberás rellenar un formulario con tus datos personales.

¿Hay una fecha límite para solicitar la ayuda?

Sí, existe una fecha límite para solicitar esta ayuda de 200 euros y es el 30 de septiembre de 2022.

ACCIDENTES LABORALES: CUANDO TRABAJAR TE CUESTA LA SALUD Y LA VIDA.

ACCIDENTES LABORALES: CUANDO TRABAJAR TE CUESTA LA SALUD Y LA VIDA.

WhatsApp Image 2021-12-23 at 23.51.22Paco Cabello.

Secretario de acción sindical SAT Granada

ACCIDENTES LABORALES: CUANDO TRABAJAR TE CUESTA LA SALUD Y LA VIDA.

Los tres últimos casos de siniestralidad laboral con resultado de muerte acaecidos en la última semana en Granada nos vuelve a traer a la dura realidad que se sufre cada día en los tajos y centros de trabajo. Y es que la siniestralidad laboral va de la mano de la precariedad, de los destajos, de la falta de respeto a los derechos laborales…

Las dos últimas muertes en el tajo en Granada ( 3, en total, esta última semana) elevan la cifra total en lo que va de año hasta las siete. Esto es una realidad absolutamente vergonzante, pero que sigue repitiéndose e incrementándose año tras año.

En Andalucía se produjeron a lo largo de 2021 un total de 93.751 accidentes de trabajo, una cifra que superó a la registrada en 2020 (83.943). De esta forma, la siniestralidad laboral ha aumentado en el último año un 11,6%.

Este aumento es más preocupante en el caso de la mortalidad en el trabajo. Durante 2021, 148 personas trabajadoras andaluzas perdieron la vida a consecuencia de accidentes sufridos en el lugar de trabajo o en el trayecto de ida y/o vuelta al mismo. Concretamente, fallecieron 37 trabajadores más, es decir, un 33,3 % más con respecto al mismo periodo de 2020.

Las cifras constatan que es necesario y urgente actuar ya contra la siniestralidad laboral en Andalucía. Es, por lo tanto, indispensable investigar las causas de estos accidentes de trabajo y estas muertes para atajar este problema y destinar más recursos a la prevención de riesgos. Desde el Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras (SAT) opinamos que es impensable resignarse o asumir que puedas morir, lesionarte o enfermar en el trabajo.

Según la Estadística de Accidentes de Trabajo, en Andalucía se produjeron a lo largo de 2021 81.799 accidentes laborales en jornada y 11.952, in itinere. De los accidentes en jornada, 80.775 fueron leves; 909, de carácter grave, y 115, mortales. Por su gravedad, los accidentes in itinere fueron en su mayoría leves (11.680); seguidos de los graves (239) y los mortales, con 33 personas muertas en el trabajo.

Por provincias, Sevilla se situó a la cabeza en número de accidentes de trabajo en 2021, con 23.324. Le siguen Málaga, con 18.939 accidentes, y Cádiz, con 12.043 siniestros. En cuanto a la mortalidad en el trabajo, Sevilla es la provincia donde más muertes se produjeron, con 35 fallecidos. En segundo lugar, se situó Cádiz, con 24, y después, Málaga, con 22 trabajadores muertos, figurando Granada a continuación con 15 muertes.

La construcción ha sido el sector donde se han producido más accidentes de trabajo en Andalucía durante 2021, con un total de 14.209. Le siguen comercio, con 11.299, y el sector primario, con 9.965 accidentes laborales, respectivamente.

De los 122 accidentes mortales acaecidos en 2021 en Andalucía, destacamos que 63 de ellos se han producido en el Sector Servicios, 22 en Industria, 20 en Construcción y 17 en el Sector Agrario. Destacamos el alto incremento en la siniestralidad laboral en el Sector Servicios, donde los accidentes mortales han aumentado un 64,10%, los accidentes en jornada un 26,47% y los accidentes in itinere un inaceptable 300%.

Con los datos facilitados por la Junta de Andalucía, 5 personas han muerto a causa de un accidente de trabajo en su primer día de jornada laboral, lo que denota la falta de formación facilitada a los trabajadores en materia de Prevención de Riesgos Laborales.

En jornada de trabajo han fallecido 6 trabajadores en sus primeros 2 días, 9 trabajadores en los primeros 14 días y 17 en el primer mes de trabajo, destacando que las muertes por patología no traumática (infartos y derrames cerebrales) siguen siendo la primera causa de muerte en accidente de trabajo, seguido por las caídas en altura.

sindicato-uso-siniestralidad-incidencia-2019-768x528-11119504

No son accidentes, es el resultado de la realidad laboral en Andalucía.

Desde nuestro sindicato tenemos muy claro que una inmensa mayoría de los denominados “accidentes laborales” no son tales, sino que responden a una precariedad en el trabajo que viene acompañada de una falta absoluta de prevención y del respeto que tuvieran que tener las empresas para un asunto tan serio como es este…

Resbalarse en la bañera, sufrir mientras caminamos por la calle el impacto de un objeto que cae, pueden ser accidentes, pero aquellos que se producen en los centros de trabajo donde ni se han evaluado convenientemente los riesgos que padecemos al trabajar allí ni, por ende, se han arbitrado las medidas protectoras y correctoras de tales riesgos no pueden ser calificados como tales accidentes. Es por ello que la gran mayoría de las trabajadoras y trabajadores andaluces “llevamos un montón de números” para que nos toque el siniestro premio gordo de sufrir un accidente.

En primer lugar, es preciso imponer más sanciones a las empresas que incumplan las tareas en materia de seguridad. Los cursos de seguridad e higiene que se firman, pero no se imparten, los comités de salud laboral que permanecen inactivos la mayor parte del año, los delegados de prevención que son (como en el caso de muchos delegados de personal y comités de empresa) simples instrumentos en manos de los empresaurios y que trabajan para las empresas y no para los trabajadores, deben de erradicarse. También es indispensable que desoyamos las cínicas declaraciones y condolencias con las que, tras cada accidente, salen al paso los “sindicatos del pesebre” (principalmente CCOO-UGT), empresarios y administraciones públicas que debieran velar por el respeto riguroso de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y demás reglamentación y legislación al respecto. Patrones, sindicatos apesebrados y administración pública, MUTUAS, comparten, según el caso, Fundaciones Laborales, SERCLAs, Consejo Andaluz de Relaciones Laborales y otros mil organismos corporativos que no solucionan nada más allá de proporcionar pingües salarios a los burócratas que se repantingan en sus sillones.

La siniestralidad laboral es un problema de primer orden y como tal hay que afrontarlo desde su misma raíz. A mayor precariedad, más siniestros; a mayor falta de respeto a los derechos laborales, mayor número de decesos. Son ecuaciones sencillas de resolver, teniendo en cuenta que en Andalucía los accidentes de trabajo mortales suponen el 20,75% del total de los registrados en el Estado Español.

Basta de muertes

DESCONVOCADA CONCENTRACIÓN EN LAS NIEVES EL VIERNES 22 DE ABRIL.

DESCONVOCADA CONCENTRACIÓN EN LAS NIEVES EL VIERNES 22 DE ABRIL.

aprobado-1

Nota de prensa: EL SECTOR DE LIMPIEZA DEL SINDICATO ANDALUZ DE TRABAJADORES Y TRABAJADORAS (SAT) DESCONVOCA LA CONCENTRACIÓN PREVISTA PARA EL VIERNES 22 EN LA PUERTA DE LA EMPRESA LAS NIEVES SGL SL

Tras la reunión mantenida en el día de hoy 21 de abril entre LAS NIEVES y una representación del Sector de Limpieza del sindicato SAT y vistos los avances conseguidos en la misma para la resolución del conflicto que determinaba la convocatoria prevista, se procede a desconvocar la concentración para el viernes 22 de abril del 2022.

No se desconvocan, de momento, las convocatorias del 29 de abril y 6 de mayo, así como ningún otro acto, publicación, etc que haga mención al conflicto laboral que se mantiene a causa del ACOSO LABORAL y vulneración de derechos que está sufriendo la delegada de la sección sindical del SAT en la Residencia de Ancianos La Milagrosa de Armilla (Granada).

Esta desconvocatoria parcial es resultado del notorio avance obtenido en la negociación emprendida hace semanas para la reposición de los derechos laborales y cese del Acoso Laboral que sufre Manuela López, delegada del Sindicato Andaluz en la empresa subcontratada por la Diputación de Granada ( Las Nieves).

Además de apreciar y manifestar públicamente el evidente paso adelante dado en aras de la Justicia y Derecho a la Libertad Sindical y los de la persona de la propia delegada, el Sector de Limpieza del SAT quiere ofrecer con esta desconvocatoria un acto de buena voluntad y talante conciliador para que quede definitivamente resuelto el conflicto.

Desde el inicio del conflicto hecho público – hace 5 meses- el Sindicato Andaluz ha venido manteniendo que “ la pelota está en el tejado de la empresa” y que se ofrecía a reunirse con Las Nieves en cualquier momento para resolver el litigio sindical actual y siempre que los acuerdos de estas reuniones no significaran menoscabar los Derechos Fundamentales y Humanos, el convenio colectivo, la Ley Orgánica de Libertad Sindical (LOLS) y la calidad del empleo y el honor de Manuela López.

No acoso laboral

Esperando, pues, que para la semana próxima sea posible dar por liquidado el conflicto, el Sector de Limpieza del SAT quiere manifestar que abusos como los sufridos por Manuela López y el sindicato al que representa, son resultado de la falta de valoración y apreciación de un trabajo ejercido mayoritariamente por mujeres y que constituye una actividad de carácter esencial para la sociedad andaluza.

Es por ello, que la dignificación que debe suponer el disponer de un convenio, unos salarios y un trabajo digno es para decenas de miles de trabajadoras en toda Andalucía la principal garantía, a la que debe sumarse la aplicación “al pie de la letra y la directriz” de la Ley de Contratos del Sector Público como poderosa herramienta para que la equidad y la justicia se apliquen en este campo laboral de manera que explica la propia LCSP: «La contratación pública […] es, sobre todo, una herramienta jurídica al servicio de los poderes públicos para el cumplimiento de la cohesión social, redistribución de la riqueza, igualdad y justicia.

Esta LCSP, en su Art. 1.3 dice “En toda contratación pública se incorporarán de manera transversal y preceptiva criterios sociales y medioambientales siempre que guarde relación con el objeto del contrato, en la convicción de que su inclusión proporciona una mejor relación calidad-precio en la prestación contractual, así como una mayor y mejor eficiencia en la utilización de los fondos públicos. Igualmente se facilitará el acceso a la contratación pública de las pequeñas y medianas empresas, así como de las empresas de economía social”.

Dado en Granada a 22 de abril del 2022

Francisca Sierra Olmo 

Responsable del Sector de Limpieza -SAT Granada

SAT Granada

logo nuevo sector de limpeza

Subsido para mayores de 52 años fijos discontinuos

Subsido para mayores de 52 años fijos discontinuos

Requisitos del SEPE para el subsido para mayores de 52 años fijos discontinuos

Se trata de un subsidio de 463 euros que, si se cumplen las condiciones establecidas, puede cobrarse hasta la edad mínima de jubilación

Hasta hace un tiempo los trabajadores de tipo fijo discontinuo no tenían acceso a los subsidios para mayores de 52 años. Sin embargo, tras la modificación del artículo 277 de la Ley General de la Seguridad Social es algo que ha cambiado. Así que ahora es posible que este tipo de trabajadores puedan solicitar estas ayudas para mayores, que tienen precisamente como objetivo ayudar a la gente que tiene más dificultades para ingresar en el mercado laboral antes de alcanzar la edad de jubilación.

Aviso del SEPE sobre la Renta a los beneficiarios del subsidio para mayores de 52 años

 

Desde el pasado 2 de marzo de este 2022, los mayores de 52 años que cumplan con una serie de requisitos pueden cobrar las ayudas de desempleo para su franja de edad. Incluso los trabajadores fijos discontinuos. Los requisitos suelen ser prácticamente los mismos que para conseguir cobrar la jubilación, además de ser mayor de 52 años y no haber alcanzado la edad mínima de jubilado.

Estas personas trabajadoras, además de poder cobrar esta ayuda de 463 euros al mes hasta la edad mínima de jubilación,  cotizarán de cara a la futura pensión de jubilado. Eso sí, como hemos comentado antes, no todos los mayores de 52 años tienen derecho a cobrar este subsidio.

Subsidio 2

¿Cómo se ha modificado la Ley General de la Seguridad Social para suprimir la limitación de acceso que antes tenían los fijos discontinuos?

El artículo que se  ha modificado es el 277, del que se ha suprimido el antiguo apartado cuarto:

Acceso de los fijos discontinuos al subsidio de mayores de 52 años

Por ello, a partir del 2 de marzo de 2022, fecha en la que entra en vigor la modificación del art. 277 LGSS, los fijos discontinuos pueden solicitar el subsidio de mayores de 52 años, cumpliendo los requisitos como el resto de los trabajadores del Régimen General, tal y como confirma el SEPE en su página web:

Aviso sepe fijos discontinuos acceso subsidio mayores de 52 años

La fecha del 2 de marzo de 2022, como punto a partir del cual pueden solicitar el subsidio los fijos discontinuos que cumplan requisitos, viene determinada en el Real Decreto-ley 3/2022.

Disposición transitoria cuarta. Régimen transitorio aplicable a la reforma de los artículos 277 y 280 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, aprobado por el Real Decreto Legislativo 8/2015, de 30 de octubre.

1. La derogación del apartado 4 del artículo 277 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, prevista en este real decreto-ley, será de aplicación a los subsidios cuyo hecho causante tenga lugar a partir de la entrada en vigor de esta norma.

2. Sin perjuicio de lo anterior, el apartado 4 del artículo 277 y los apartados 2 y 3 del artículo 280 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, en la redacción vigente antes de la entrada en vigor de este real decreto-ley, mantendrán su aplicación para los subsidios de los trabajadores fijos discontinuos cuyo hecho causante haya tenido lugar antes de la entrada en vigor de este real decreto-ley.

3. A los efectos previstos en esta disposición, se considerará como fecha del hecho causante del subsidio aquella en que se cumpla el plazo de espera de un mes o se produzca la situación legal de desempleo.

subsido 1

Requisitos imprescindibles

En cuanto a los requisitos que se deben cumplir para acceder a la ayuda se encuentra el hecho de estar inscritos como demandantes de empleo durante un mínimo de un mes y ser desempleados. Además, es necesario haber cotizado un mínimo de seis años, cumplir con el compromiso de actividad y no recibir ingresos que superen el 75% del salario mínimo interprofesional.

A parte de todo lo mencionado, los solicitantes también deben haber agotado la prestación contributiva o el subsidio de desempleo. Por otra parte, quienes no tengan derecho a la prestación contributiva por no cotizar más de 12 meses, siempre que se hayan cotizado un mínimo de 3, después de haber cumplido una condena de privación de libertad superior a 6 meses o trabajado en el extranjero por 12 meses o más, también pueden solicitar esta ayuda.


El subsidio para los mayores de 52 años del SEPE que cotiza para la pensión de jubilación

Esta prestación por desempleo es la única ayuda que cotiza para la pensión de jubilación, pero con unas limitaciones.

Subsido 4

El Servicio Público de Empleo Estatal del Gobierno de España proporciona una prestación por desempleo a los mayores de 52 años hasta que se llega a la edad de jubilación. Se trata de la única ayuda que cotiza para la pensión de jubilación, pero con unas limitaciones.

La prestación por desempleo se cobrará de manera indefinida, siempre y cuando se reúnan los requisitos necesarios. Entre estos requisitos, el SEPE especifica que ha de entregarse la Declaración de la Renta de manera anual y que no ha de superarse el 75% del Salario Mínimo Interprofesional mensualmente. Si se cumplen estas condiciones, se podrá acceder a este subsidio.

Limitaciones para cotizar con la prestación de desempleo

Las limitaciones de este subsidio a la hora de cotizar para la pensión de jubilación son las siguientes.

  • Las cotizaciones del periodo en el que se cobra el subsidio no son válidas para acreditar el tiempo mínimo de cotización que se necesita para poder tener acceso a la pensión contributiva de jubilación.

  • Mientras se cobra la ayuda se cotiza por las contingencias de jubilación y no por otras. Es decir, se cotiza para la pensión de jubilación, pero no para las de desempleo o subsidios.

  • No cotiza para el resto de contingencias comunes, profesionales, formación profesional ni para el fondo de garantía salarial.

  • A diferencia de años anteriores, el desempleado que recibe el subsidio no está obligado a solicitar la jubilación anticipada.

  • La base de cotización será del 125% de la base mínima, lo que son 944,40 euros mensuales.

Ayudas a las que puedes acceder si has trabajado menos de un año

Es cierto que para cobrar el paro es necesario haber trabajado, como mínimo, un año. Sin embargo, el SEPE ofrece ayudas económicas para aquellos que lo hayan hecho durante menos tiempo. Para ara acceder a este subsidio por desempleo habiendo trabajado menos de un año, es necesario haber cotizado 180 días, en el caso de que no haya familiares a cargo, y 90 días si hay familiares a cargo. Habrá que presentar la solicitud en un plazo de 15 días desde el día siguiente a la situación de desempleo.

SAT Granada

Asesoría Jurídico-Laboral

La evolución de la propiedad

La evolución de la propiedad

Para estas fechas vacacionales, desde el Blog de SAT-Granada os ofrecemos una serie de textos y artículos clásicos para alimentar – entre torrija y pestiño- la conciencia social y política.

¡ Qué aproveche!

La evolución de la propiedad. Las formas de propiedad contemporáneas  (1890) – Paul Lafargue

Paul Lafargue (Santiago de Cuba, 15 de enero de 1842Draveil, 26 de noviembre de 1911) fue un periodista, médico, teórico político y revolucionario francocubano. Aunque en un principio su actividad política se orientó a partir de la obra de Proudhon, el contacto con Karl Marx (del que llegó a ser yerno al casarse con su segunda hija, Laura) acabó siendo determinante. Su obra más conocida es El derecho a la pereza. Nacido en una familia franco-cubana, Lafargue pasó la mayor parte de su vida en Francia, aunque también pasó periodos ocasionales en Inglaterra y España

Paul Lafargue.

Los economistas políticos han establecido como un axioma que el capital, la forma de propiedad actualmente predominante, es eterno; han encargado a sus cerebros que demuestren que el capital es coetáneo al mundo, y que como no ha tenido principio, no puede tener fin. [1] En prueba de esta asombrosa afirmación, todos los manuales de economía política repiten con mucha complacencia la historia del salvaje que, teniendo en su poder un par de arcos, presta uno de ellos a un hermano salvaje, para que participe en el producto de su caza.

Tan grande fue el celo y el ardor que los economistas pusieron en su búsqueda de la propiedad capitalista en la prehistoria, que lograron, en el curso de sus investigaciones, descubrir la existencia de la propiedad fuera de la especie humana, a saber, entre los invertebrados: pues la hormiga, en su previsión, es una acaparadora de provisiones. Es una lástima que no hayan ido un paso más allá y hayan afirmado que, si la hormiga acumula provisiones, lo hace con la intención de venderlas y obtener un beneficio mediante la circulación de su capital.

Pero hay una laguna en la teoría de los economistas sobre la eternidad del capital. Han omitido mostrar que el término capital también existe desde siempre. En un barco cada cuerda tiene su nombre apropiado, con la excepción de la cuerda de la campana. Es inadmisible que en el ámbito de la economía política la terminología haya sido tan inadecuada como para no dar un nombre a algo tan útil y tan importante como el capital; sin embargo, es un hecho que el término capital, en el sentido moderno, no se remonta más allá del siglo XVIII. Lo mismo ocurre con la palabra filantropía (la hipocresía humanitaria propia del régimen capitalista). Y fue en el siglo XVIII cuando la propiedad capitalista comenzó a imponerse y a adquirir una influencia preponderante en la sociedad. Este predominio social del capital condujo a la Revolución Francesa, que, aunque fue uno de los acontecimientos más importantes de la historia moderna, no fue, después de todo, más que una revolución burguesa realizada con esos eslóganes de libertad, fraternidad, igualdad, justicia y patriotismo que los burgueses emplearían, más tarde, para impulsar sus empresas políticas y financieras. En la época de la Revolución, los capitalistas eran un ganado tan recién criado por la sociedad, que en su Dictionnaire de Mots Nouveaux, publicado en 1802, Sébastien Mercier creyó necesario insertar la palabra capitalista, y adjuntar la siguiente curiosa definición:

«Capitalistas: esta palabra es casi desconocida fuera de París. Designa a un monstruo de la riqueza, a un hombre que tiene un corazón de hierro y no tiene más afectos que los metálicos. Háblale del impuesto sobre la tierra y se reirá de ti; no posee ni una pulgada de tierra, ¿cómo vas a cobrarle un impuesto? Como los árabes del desierto que han saqueado una caravana, y que entierran su oro por miedo a otros bandidos, los capitalistas han escondido nuestro dinero.»

Propiedad 1

En 1802 la humanidad no había adquirido aún el sentimiento de profundo respeto que en nuestros días inspira el capitalista.

El término capital, aunque de origen latino, no tiene equivalente en las lenguas griega y latina. La inexistencia de la palabra en dos lenguas tan ricas es una prueba de que la propiedad capitalista no existía en la antigüedad, al menos como fenómeno económico y social.

La forma de propiedad que corresponde al término capital se desarrolló y adquirió importancia social sólo después del establecimiento de la producción comercial, que coronó el movimiento económico y político que agitaba a Europa después del siglo XII. Esta producción comercial fue estimulada por el descubrimiento de América y la ruta a la India por el Cabo de Buena Esperanza, por la importación de metales preciosos de América, la toma de Constantinopla, la invención de la imprenta, las alianzas familiares entre los soberanos de Europa y la organización de los grandes estados feudales, con la relativa y general pacificación que de ello se derivó. Todas estas y otras causas colaterales cooperaron para crear un rápido desarrollo del capital, la más perfecta de todas las formas de propiedad privada y, puede afirmarse, la última. La aparición relativamente reciente del capital es la mejor prueba de que la propiedad no es inmutable y siempre la misma, sino que, por el contrario, al igual que todos los fenómenos materiales e intelectuales, evoluciona incesantemente y pasa por una serie de formas que difieren, pero que se derivan unas de otras.

En efecto, la propiedad está tan lejos de ser siempre idéntica, que en nuestra propia sociedad adopta diversas formas, que pueden reducirse a dos principales.

  • I. FORMAS DE PROPIEDAD COMÚN
    • La propiedad común de origen antiguo, cuyo tipo son las tierras comunales, expuestas desde hace siglos a las usurpaciones de la nobleza y la burguesía.
    • La propiedad común de origen moderno, administrada por el Estado, comprendida bajo el término de Servicios Públicos, (Casa de la Moneda, Correos, Vías Públicas, Bibliotecas Nacionales, Museos, etc.)
  • II. FORMAS DE PROPIEDAD PRIVADA
    • Propiedad de apropiación personal.
    • Propiedad – Instrumentos de trabajo.
    • Propiedad – Capital.


(a) La propiedad de apropiación personal comienza con los alimentos que uno come, y se extiende a los artículos de vestir y objetos de lujo (anillos, joyas, etc.), con los que uno se cubre y adorna. Hubo un tiempo en que también la casa se incluía en esta rama de la propiedad personal; un hombre poseía su vivienda, un palacio de mármol o una choza de paja, como la tortuga su caparazón. Si con la aplicación de la maquinaria a la industria, la civilización ha puesto al alcance de los pobres un sinnúmero de objetos de lujo que hasta ahora sólo podían ser adquiridos por los ricos, por otro lado ha privado al grueso de la nación de su vivienda. Les obliga a vivir en apartamentos alquilados y alojamientos amueblados; y en medio de una riqueza sin precedentes ha reducido al productor a un estricto mínimo de propiedad de apropiación personal.

Propiedad 5

La civilización capitalista condena al proletario a vegetar en condiciones de existencia inferiores a las del salvaje. Dejando de lado el hecho importante de que el salvaje no trabaja para otros, y limitándonos por completo a la cuestión de la alimentación, es indiscutible que los bárbaros que invadieron y poblaron Europa, y que, poseyendo como poseían, manadas de cerdos y otros animales, y teniendo a su alcance todos los recursos de la caza en bosques ricamente poblados, y de la pesca en los mares y ríos -si bien mal vestidos con pieles de bestias salvajes y materiales de tejido tosco- se alimentaban más de los animales que nuestros proletarios, cuyas ropas de mala calidad, excelentemente tejidas por maquinaria perfeccionada, son una protección muy pobre contra las inclemencias del tiempo. La condición del proletario es tanto más dura cuanto que su constitución es menos robusta y está menos acostumbrada al rigor del clima que el cuerpo del salvaje. El siguiente hecho ofrece una idea de la robustez del hombre no civilizado. En las tumbas prehistóricas de Europa se han descubierto cráneos con huellas de perforaciones que sugieren una trepanación. Al principio, los antropólogos tomaron estos cráneos por amuletos u ornamentos, y concluyeron que habían sido perforados después de la muerte, hasta que Broca demostró que la operación no podía haberse realizado en cadáveres, presentando una serie de cráneos en los que se observaba un proceso de cicatrización, que no podía haber tenido lugar a menos que la persona trepanada hubiera sobrevivido a la operación. Se objetó que debía ser imposible para los salvajes ignorantes, con sus rudos instrumentos de bronce y silex, practicar una operación tan delicada, considerada peligrosa por los médicos modernos, a pesar de su aprendizaje y de la excelencia de sus instrumentos quirúrgicos. Pero todas las dudas han sido despejadas por el conocimiento positivo de que esta clase de operación es practicada por los salvajes con perfecto éxito. Entre los bereberes de hoy en día la operación se realiza al aire libre, y después de un lapso de unos pocos días, para el infinito asombro de los testigos europeos, el hombre trepanado está de nuevo en sus piernas y reanuda sus ocupaciones como si una parte de su cráneo no hubiera sido raspada, ya que la operación se realiza por raspado. Las heridas del cráneo, que conllevan tan graves complicaciones en las personas civilizadas, se curan con extraordinaria rapidez y facilidad en los pueblos primitivos. A pesar del frenético entusiasmo con que la civilización inspira al filisteo, hay que admitir la inferioridad física, y tal vez mental, del hombre civilizado, admitiendo, por supuesto, excepciones. Será necesaria una educación que comience en la cuna y se prolongue a lo largo de la vida y continúe durante varias generaciones para devolver al ser humano de la sociedad futura el vigor y la perfección de los sentidos que caracterizan al salvaje y al bárbaro. [Morgan, uno de los raros antropólogos que no comparte el imbécil desprecio que profesan los filisteos por el salvaje y el bárbaro, fue también el primero en clasificar en orden lógico los abundantes y a menudo contradictorios materiales que se han acumulado respecto a las razas salvajes, y en trazar los primeros contornos de la evolución del hombre prehistórico. Observa,

«Se puede sugerir como no improbable el reconocimiento final de que el progreso de la humanidad en el período del salvajismo, en su relación con la suma del progreso humano, fue mayor en grado que en los tres subperíodos de la barbarie, y que el progreso realizado en todo el período de la barbarie fue, de igual manera, mayor en grado que lo que ha sido después en todo el período de la civilización.» [3]

El salvaje o bárbaro trasplantado a la sociedad civilizada da una imagen lamentable: pierde sus buenas cualidades nativas, mientras contrae las enfermedades y adquiere los vicios del hombre civilizado; pero la historia de los griegos y los egipcios nos muestra el maravilloso grado de desarrollo material e intelectual que es capaz de alcanzar un pueblo bárbaro cuando se le coloca en las condiciones necesarias y evoluciona libremente.

El productor civilizado se ve reducido al mínimo de bienes personales necesarios para la satisfacción de sus necesidades más urgentes, sólo porque el capitalista posee medios y sobra para satisfacer sus más extravagantes caprichos. El capitalista debería tener cien cabezas y cien pies, como el Hecatonchiri de la mitología griega, si quisiera utilizar los sombreros y las botas que ocupan su guardarropa. Si los proletarios sufren por la falta de bienes personales, los capitalistas acaban convirtiéndose en los mártires de la superfluidad de los mismos. El hastío que los oprime y las enfermedades que los acosan, deteriorando y minando la raza, son las consecuencias de un exceso de medios de goce.

(b.) La propiedad privada de los instrumentos de trabajo. El hombre, según la definición de Franklin, es un animal que fabrica herramientas. Es la fabricación de herramientas lo que distingue al hombre de los brutos, sus antepasados. Los monos se sirven de palos y piedras, el hombre es el único animal que ha forjado el silex para la fabricación de armas y herramientas, de modo que el descubrimiento de un utensilio de piedra en una caverna o estrato geológico es una prueba tan positiva de la presencia de un ser humano como el propio esqueleto humano. El instrumento de trabajo, el cuchillo silex del salvaje, el cepillo del carpintero, el bisturi del cirujano, el microscopio del fisiólogo o el arado del campesino, es un complemento de los órganos del hombre que facilita la satisfacción de sus necesidades.

Mientras prevalezca la pequeña industria manual, el productor libre es el propietario de sus instrumentos de trabajo. En la Edad Media, el jornalero viajaba con su bolsa de herramientas, que nunca le abandonaba; el campesino, incluso antes de la constitución de la propiedad privada, poseía temporalmente la parcela de tierra que se le asignaba en la partición territorial; el siervo medieval estaba tan estrechamente ligado a la tierra que cultivaba como para ser inseparable de ella.

Propiedad 3

Quedan muchos vestigios de esta propiedad privada en los instrumentos de trabajo, pero están desapareciendo rápidamente. En todas las industrias que han sido conquistadas por la maquinaria, el instrumento individual ha sido arrancado de la mano del trabajador y sustituido por la máquina-herramienta, un instrumento colectivo de trabajo que ya no puede ser propiedad del productor. El capitalismo despoja al hombre de su propiedad personal, la herramienta; y los primeros instrumentos perfectos que había fabricado para sí mismo, sus armas de defensa, fueron los primeros en serle arrebatados. El salvaje es propietario de su arco y sus flechas, que constituyen a la vez sus armas y sus herramientas, históricamente las más perfeccionadas. El soldado fue el primer proletario que fue despojado de sus herramientas, es decir, de sus armas, que, pertenecen al gobierno que lo alista.

La sociedad capitalista ha reducido al mínimo la propiedad personal del proletario. Era imposible ir más allá sin provocar la muerte del productor, la gallina de los huevos de oro de los capitalistas. Tiende a desposeerlo totalmente de sus instrumentos de trabajo, un expolio que ya es un hecho consumado para la gran mayoría de los trabajadores.

(c) El capital de propiedad. La forma de propiedad del capital es la forma de propiedad verdaderamente típica de la sociedad moderna. En ninguna otra sociedad ha existido como hecho universal o dominante.

La condición esencial de esta forma de propiedad es la explotación del productor libre, al que se le roba cada hora una fracción del valor que crea; un hecho que Marx ha demostrado sin lugar a dudas. El capital se basa en la producción de mercancías, en una forma de producción, es decir, en la que el hombre produce con vistas, no al consumo del trabajador, ni al de su señor feudal o amo esclavista, sino con vistas al mercado. También en otras sociedades los hombres compraban y vendían, pero sólo se intercambiaban los artículos sobrantes. En esas sociedades, el trabajador, el esclavo o el siervo eran explotados, es cierto, pero el propietario tenía al menos ciertas obligaciones hacia él; por ejemplo, el esclavizador estaba obligado a alimentar a su bestia de carga humana, trabajara o no. El capitalista ha sido liberado de todas las cargas, que ahora recaen sobre el trabajador libre.

Al bondadoso Plutarco le indignó que Catón, el agrio moralista, se deshiciera de esclavos envejecidos y decrépitos a su servicio. ¿Qué habría dicho del capitalista moderno, que permite que los trabajadores que le han enriquecido se mueran de hambre o en el asilo? Al emancipar al esclavo y al siervo, el capitalista no buscaba la libertad del productor, sino la libertad del capital, que debía liberarse de toda obligación para con los trabajadores. Sólo cuando la forma de propiedad del capital está en vigor, el propietario puede ejercer en todo su rigor el derecho de uso y abuso.

Estas son las formas de propiedad existentes en la sociedad moderna. Incluso una visión superficial de la misma nos convencerá de que estas formas están en sí mismas en proceso de cambio; por ejemplo, mientras la propiedad comunal de origen antiguo se está convirtiendo en propiedad privada, la propiedad privada capitalista se está convirtiendo en propiedad común administrada por el Estado; pero antes de alcanzar esta forma definitiva, el capital despoja al productor de su herramienta individual y crea el instrumento colectivo del trabajo.

Ahora bien, habiéndonos convencido de que las formas existentes de la propiedad se encuentran en estado de flujo y evolución, debemos estar ciegos si nos negamos a admitir que en el pasado también la propiedad era inestable, y que ha pasado por diferentes fases antes de llegar a las formas actuales, que deben, a su vez, resolverse y ser reemplazadas por otras formas novedosas.


En este ensayo me propongo tratar las distintas formas de la propiedad anteriores a su asunción de la forma capital. Antes de entrar en materia, quisiera hacer algunas precisiones sobre el método que he empleado en este intento de reconstrucción parcial de la historia.

Todos los hombres, sin distinción de raza o color, desde la cuna hasta la tumba, pasan por las mismas fases de desarrollo. Experimentan a edades que varían dentro de estrechos límites, según la raza, el clima y las condiciones de existencia, las mismas crisis de crecimiento, madurez y decadencia. Del mismo modo, las sociedades humanas atraviesan formas sociales, religiosas y políticas análogas, con las ideas que les corresponden. A Vico, que ha sido llamado «el padre de la filosofía de la historia», se le debe el honor de haber sido el primero en comprender la gran ley del desarrollo histórico.

En su Scienza Nuova habla de «una historia ideal y eterna, de acuerdo con la cual se desarrollan sucesivamente las historias de todas las naciones, desde cualquier estado de salvajismo, ferocidad o barbarie que los hombres progresen hacia la domesticación» [4].

Si pudiéramos determinar la historia de un pueblo desde el estado de salvajismo hasta el de civilización, tendríamos la historia típica de cada uno de los pueblos que han habitado el globo. Está fuera de nuestro alcance reconstruir esa historia, pues nos es imposible remontar las sucesivas etapas recorridas por un pueblo en su curso de progreso. Pero si no podemos recortar esta historia, toda de una pieza, de la vida de una nación o de una raza, podemos, en todo caso, reconstruirla juntando los datos dispersos que poseemos con respecto a los diferentes pueblos del globo. Es así como la humanidad, a medida que envejece, aprende a descifrar la historia de su infancia.

Los usos y costumbres de los antepasados de las naciones civilizadas sobreviven en los de los pueblos salvajes a los que la civilización no ha exterminado del todo. Las investigaciones sobre las costumbres, las instituciones sociales y políticas, las concepciones religiosas y mentales de los bárbaros, realizadas por hombres cultos e investigadores en ambos hemisferios, nos permiten evocar un pasado que habíamos llegado a considerar como irremediablemente perdido. Entre los pueblos salvajes, podemos detectar los comienzos de la propiedad: espigando hechos en todas las partes del globo, y coordinándolos en una serie lógica, podemos lograr seguir las diferentes fases de la evolución de la propiedad.

Notas:

  1. Por capital se entiende todo lo que produce intereses: una suma de dinero prestada, que al cabo de meses, o de años, produce una ganancia; la tierra que se cultiva, o cualquier instrumento de trabajo que se pone en acción no por su propietario, sino por obreros asalariados; pero la tierra que cultivan el campesino y su familia, la escopeta del cazador furtivo, el cepillo o el martillo del carpintero, aunque sean propiedad, no son propiedad capitalista, porque el propietario los utiliza él mismo en lugar de utilizarlos para extraer plusvalía de otros. La noción de beneficio sin trabajo se pega como una camiseta de Nessus al término capital.
  2. César, a quien los panegiristas de nuestra sociedad conceden ciertas facultades de observación, nunca se cansó de admirar la fuerza y la destreza en los ejercicios corporales de los bárbaros alemanes a los que se vio obligado a combatir. Tan grande era su admiración por ellos, que para vencer la heroica resistencia de los galos, comandados por Vercingetórix, envió a través del Rin a Alemania a buscar caballería e infantería ligera, que solían combatir entre ellos; y como estaban montados en malos caballos, tomó los de los tribunos militares, los caballeros y los veteranos, y los distribuyó entre los germanos. – De Bello Gallico, vii, 65.
  3. Lewis Morgan, Ancient Society, Parte 1, cap. iii. Relación del progreso humano.
  4. Una storia ideal, eterna, sopra la quale corrono in tempo le storie di tutti le nazioni: ch’ovumque da tempi selvaggi, feroci e fieri comminciarno gli uomini ad addimesticarsi. (G. Vico, Principi di Scienza Nuova, De’ Principi, Libero secondo, Sección V, ed. de Ferrari, Milán 1837)

Para descargar, pincha abajo.

El metodo historico

SECTOR DE LIMPIEZA EN LUCHA

SECTOR DE LIMPIEZA EN LUCHA

SECTOR DE LIMPIEZA EN LUCHA

Breve crómica de las Jornadas Solidarias con las trabajadoras del Sector de Limpieza.

Jornadas 3

#todosconManuela

El pasado sábado 9 de abril se celebró la primera Jornada Solidaria con las trabajadoras del Sector de Hostelería de Granada con la asistencia de un centenar de trabajadoras y trabajadores que disfrutaron en el Local de La Ribera de un magnífico día de convivencia, debate y concienciación de todo lo relativo y referido a las realidades que se padecen en un sector altamente feminizado y presa de la rapiña patronal.

Desde las 10 de la mañana se comenzó con la preparación del recinto que debía servir para que se se desarrollaran las jornadas con el montaje, decoración y ubicación de mesas sillas, material y enseres de cocina, etc. Una decena de compañeras y compañeros del SAT y la Asamblea Interprofesional actuaron prestamente para que comenzara elprimer acto de estas Jornadas.

WhatsApp Image 2022-04-10 at 22.26.35-2

El debate

Con un ligero retraso para propiciar la llegada de las participantes comenzó en el aula de “El Gimnasio” la charla-debate en la que pudo referirse la situación actual de las decenas de miles de trabajadoras que desempeñan sus funcines en el sector de limpieza.

La presentación y moderación del acto corrió a cargo de Inma Manzano, a la sazón secretaria de organización del SAT de Granada, a la que sucedieron en eluso de la palabra las compañeras Paqui Sierra Vanesa Sánchez, ambas componentes del Sector de Limpieza del sindicato, la primera como secretaria del mismo y la segunda como destacada militante de la Unión Local del SAT e Granada y componente de su comité.

Los contenidos del debate se vertebraron en dos bloques: uno sobre condiciones laborales y otro en todo lo referido a acoso laboral y represión sindical que sufren las compañeras en sus respectivos centros de trabajo.

Ilustrando sus intervenciones a través de sus vivencias y propia lucha sindical, las intervinientes desglosaron todo un corolario de precariedad, interinidad permanente y abusos patronales que padecen mes a mes las compañeras.

Especial relevancia adquirió la presencia de Manuela López, delegada del sindicato en la residencia La Milagrosa de Armilla y que está protagonizando desde hace unos meses una lucha ejemplar por el reconocimiento de los derechos laborales y sindicales de las compañeras, lo que ha acarreado un acoso laboral por parte de la empresa Las Nieves SGL S.L.

WhatsApp Image 2022-04-10 at 22.26.35-3

La Jornada de convivencia

Aprovechando las magníficas condiciones climáticas que nos deparó el día y bajo dos amplios toldos – ya en el exterior del local y junto al río Monachil – se instalaron mesas, sillas y una cocina de campaña desde la cual se prepararon dos paellas que, junto con refrescos, bebidas y tapas, raciones, café y postres que fueron servidas por compañeros y compañeras.

Desde las 13’ 30 horas hasta cerca de las diez de la noche transcurrió la jornada de convivencia, amenizada con música, toques de guitarra y un excelente ambiente de compañerismo del que disfrutaron a lo largo del día más de un centenar de compañeras y compañeros.

Vaya desde aquí nuestro agradecimiento, por su inquebrantable espíritu y entrega solidaria a los compañeros y compañeras de los colectivos que conforman el Local de La Ribera, destacando entre ellos a los de STOP Desahucios 15-M y de la Asamblea Interprofesional, sin cuyo concurso no hubiéramos podido sacar adelante este eveno.

Desde la plena satisfacción por el resultado obtenido en el desarrollo del evento, valga la sinécdoque para decir que la Granada combativa y que no se resigna estuvo encarnada y representada el 9 de abril por el Sector de Limpieza del SAT.

¡ Adelante compañeras!

¡ Por la dignificación de las condiciones laborales en el Sector de Limpieza!

¡ Cese inmediato del acoso laboral contra Manuela López!

¡ Adelante las que luchan!

La lucha por el clima, la lucha por el Planeta

La lucha por el clima, la lucha por el Planeta

El pasdo lunes 4 de abril se desarrolló en el Universidad de Granada una jornada de lucha por el clima: » la Huelga por el Clima».

Aquí os adjuntamos un resumen gráfico de la misma.

https://wordpress.com/post/satgranada.org/11747

TRABAJADORAS DE LIMPIEZA: 9 de Abril Jornadas Solidarias.

TRABAJADORAS DE LIMPIEZA: 9 de Abril Jornadas Solidarias.

9 de abril Jornada Solidaria

El Sector de Limpieza ocupa a decenas de miles de trabajadoras ( principalmente mujeres) que viven y trabajan con trabajos y contratos precarios, salarios miserables, la permanente eventualidad y caminando «en la cuerda floja».
Si quieres conocer sus realidades, inquietudes y propuestas de futuro, el SECTOR DE LIMPIEZA DEL SAT organiza estas jornadas desde las 11′ 00 de la mañana del 9 de abril.
A LAS 11′ 00 HORAS – CHARLA COLOQUIO (Presenta Inma Manzano e intervienen Paqui Sierra y Vanesa Sánchez).
A LAS 13′ 30 HORAS – COMIDA SOLIDARIOS ( bebida, comida, postre, copeteo y dulces cuyo beneficio se desainará a la Caja de Resistencia de los diversos conflictos que llevamos manteniendo en este sector y, principalmente a la caja de resistencia del actual conflicto con LAS NIEVES)
Todo ello en el LOCAL DE LA RIBERA ( Calle Santa Rosalía, Granada).

HUELGA 4 de ABRIL: El SAT ante la emergencia climática.

HUELGA  4 de ABRIL: El SAT ante la emergencia climática.

 

JORNADA DE HUELGA el LUNES 4 de ABRIL

CONCENTRACIÓN en la FACULTAD de CIENCIAS a las 12h

EL SAT ANTE LA EMERGENCIA CLIMÁTICA

LLAMAMIENTO MUNDIAL EN EL ÁMBITO EDUCATIVO POR EL CLIMA

Huelga Clima 1

Los datos científicos recogidos en los últimos informes del Panel Intergubernamental para el Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés) de la ONU dejan muy clara la importancia de actuar ya y de manera muy contundente, tanto desde la adaptación como la mitigación a la crisis ecológica global y, especialmente, a la emergencia climática. Las emisiones de gases de efecto invernadero crecen cerca de 1% anual cuando debemos reducirlas un 50% en 2030 y dejar de emitir totalmente en 2050 para no entrar en la fase de cambio climático brusco. En este escenario, la declaración de emergencia climática por parte de los órganos de gobierno de la Universidad de Granada aparece como un brindis al Sol, al no ir acompañada de medidas que realmente impulsen la mitigación y adaptación a la crisis ecológica global y el cambio climático, en particular. En este sentido, la Universidad de Granada debe ser un ejemplo para la sociedad de impulso de sostenibilidad ambiental, social y económica, tal y como recogen sus estatutos.

MÁS ALLÁ DE LA DECLARACIÓN DE EMERGENCIA CLIMÁTICA

No basta con que la Universidad de Granada haya realizado una Declaración de Emergencia Climática y otros planes y declaraciones desde sus órganos de gobierno. Es urgente que la Universidad de Granada tome numerosas medidas concretas e intensas para mitigar y adaptarnos a la crisis ecológica global y, en concreto, al cambio climático. Algunas de estas medidas son:

– La instalación de terrazas (balcones) y cubiertas verdes.

– Puesta en marcha de huertos eco-sostenibles

– Realizar podas adecuadas del arbolado.

– Gestión del arbolado para sombrear aparcamientos

– Disminuir el uso de insumos (ej. fertilizantes y plaguicidas) en los jardines universitarios.

-Utilización de maquinaria, vehículos y herramientas eléctricas en el mantenimiento de los jardines universitarios.

– También debería actuarse fuera de los campus de la UGR, financiando e impulsando plantaciones de vegetación autóctona en diferentes espacios de la Provincia de Granada.

– Fomentar el uso de apps para compartir coche, lo cual reduciría su uso individual descongestionando así el tráfico urbano y mitigando las emisiones de GEI provocadas por el transporte privado.

– Regular y mejorar el transporte público hacia y entre la universidad.

– Impulsar y fortalecer el plan para fomentar el uso de la bicicleta en la comunidad universitaria. Además, habría que aumentar el número de bicicletas de préstamo.

– Mejorar las instalaciones de bicicletas.

– Impulsar la peatonalización de algunas calles entre zonas de campus, reduciendo el tráfico urbano y promoviendo la posibilidad de aumentar la vegetación en estas calles, aumentando así la captación de CO2.

– Impulsar la adecuación de las calles y avenidas circundantes de los campus, para disminuir la velocidad del tráfico y facilitar el tránsito peatonal.

– Instalación de paneles solares térmicos y fotovoltaicos.

– Uso de electrodomésticos con máxima eficiencia energética.

– Limitar el uso del alumbrado.

– Instalación de paneles solares en las farolas, que permitiría una independencia de éstas de la red eléctrica general.

– Instalación de detectores de movimiento en el alumbrado.

– Limitar el uso de calefacción y aire acondicionado en los edificios.

  • Disponer de aislamiento adecuado en los edificios universitarios, tanto en los ya existentes como en los futuros.
  • – Instalación de aerogeneradores. Los aerogeneradores podrían instalarse en la cubierta de algunos edificios universitarios.

– Conectarse con cooperativa de energía sostenible.

– Implantación de compostadoras en jardines universitarios, que podrían ser alimentadas con multitud de residuos orgánicos como los generados en los comedores universitarios, hojarasca de los jardines y restos de poda.

– Disponer de contenedores para el reciclaje distribuidos por toda la US, y facilitar su uso a toda comunidad universitaria.

– Creación de puntos verdes en los campus universitarios. Se trata de poner a disposición de la comunidad universitaria zonas que faciliten la recogida de residuos con difícil tratamiento como: Aceite usado, electrodomésticos, cartuchos de impresora o pilas y baterías usadas, entre otros.

– Plan de concienciación ante el cambio climático entre el alumnado.

– Venta de material reciclado en las papelerías universitarias.

– Declarar la Universidad de Granada una institución libre de botellas de plásticos.

– Servir comida ecológica en los comedores universitarios y bares próximos a los campus.

– Aumentar la superficie de suelo permeable.

  • Eliminación de tickets de papel en comedores universitarios y otros establecimientos: Debemos modernizar este sistema que supone un gran gasto diario de papel fácilmente prescindible.

Huelga Clima 2

ADOPCIÓN DE MEDIDAS EN MATERIA DE PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES

Las previsiones sobre el clima apuntan hacia un aumento en la frecuencia y la intensidad de los episodios climáticos extremos, y una de las consecuencias de esta tendencia es la pérdida de puestos de trabajo y productividad. El aumento en las temperaturas mundiales causadas por el cambio climático convertirá el «estrés térmico» en un fenómeno habitual. El calor excesivo en el trabajo crea riesgos profesionales para la salud; restringe las funciones y las capacidades físicas del trabajador, así como su capacidad y productividad laboral.

En la actualidad nos encontramos a muchos trabajadores, técnicos de prevención y empresas que consideran todavía que la exposición al calor ambiental es un “peligro natural” situado fuera de la prevención de riesgos laborales. Vemos que los picos de calor tienden a ser vistos como eventos anecdóticos, frente a los que los individuos deben “adaptarse”. Este es un enfoque erróneo que da pie a una barrera de actitud que a día de hoy está muy arraigada. La evidencia, por el contrario, muestra que debido al cambio climático, los episodios de altas temperaturas son eventos muy previsibles, que se repiten cada año y que afectan a las condiciones de trabajo. Exigimos a la Universidad de Granada que adopte medidas en materia de PRL dirigidas a conciencias y revertir los problemas advertidos.

Identificar y afrontar estos riesgos en relación al cambio climático es uno de los retos actuales de los técnicos de prevención, ya que estos aspectos pueden afectar de manera importante a los trabajadores, especialmente a aquellos que realizan todas o parte de sus tareas al aire libre como son sectores de logística, transporte, construcción, agricultura, turismo y ocio, etc… La Universidad de Granada debe tener planes de contingencia, no solo para que los trabajadores puedan trabajar, sino para proteger sus instalaciones. Todo ello no solo repercute en la salud de los trabajadores, sino en su capacidad de trabajo. Es necesario un plan de acción que pueda ser activado durante los episodios de calor, pues nos tenemos que anticipar, eso es prevenir. Se requieren medidas técnicas, organizativas y de formación, para responsables y la plantilla que integra el PDI, sobre las medidas adoptadas en la empresa.

POR TODO ELLO NOS SUMAMOS A LA CONVOCATORIA DE HUELGA GENERAL PARA EL LUNES 4 DE ABRIL

ASAMBLEA Y CONCENTRACIÓN A LAS 12H EN LA FACULTAD DE CIENCIAS DE LA UGR

Huelga clima 3

SECCIONES SINDICALES SAT-UGR
 P.A.S FUNCIONARIO – P.A.S LABORAL – P.D.I 
Tlfnos. 652580109 corporativo: 77942 Dirección electronica: sat@ugr.es  
Complejo Administrativo Triunfo.  Cuesta del hospicio s/n, 18071 Granada.

Nuevos contratos de la reforma laboral

Nuevos contratos de la reforma laboral

Así son los nuevos contratos de la reforma laboral que entran en vigor este jueves

La reforma laboral entra plenamente en vigor el próximo 31 de marzo, con los nuevos requisitos de contratación temporal e indefinida

Contrato 5

El próximo jueves, 31 de marzo, se va a producir un cambio en el mundo de las relaciones laborales en el Estado Español. Ese día entrarán plenamente en vigor las novedades legales de la reforma laboral. Aunque la ley de reforma laboral entró en vigor el pasado 31 de diciembre, la propia norma daba una vacatio legis (periodo transitorio durante el cual una ley o parte de ella no se aplica) de tres meses para la mayoría de las medidas que afectan a los contratos de trabajo.

Si bien, durante estos tres meses, aunque los contratos se hacían según la ley anterior a la reforma, la norma estableció que su duración no podía ser superior a los seis meses. Por tanto, aquellos contratos que se hayan suscrito entre enero y marzo podrán agotar dicho plazo hasta septiembre como máximo. Pero a partir de este próximo jueves todos los nuevos contratos que se firmen en España tendrán que cumplir con los nuevos requisitos aprobados en la reforma laboral. Estas son las principales novedades legales:

Contrato de duración determinada

Para empezar, todos los contratos se presumen indefinidos. Y solo habrá un contrato temporal con dos causas: por circunstancias de la producción y por sustitución.

Los primeros podrán utilizarse para dos tipos de circunstancias. La primera, para incrementos ocasionales e imprevisibles y para cubrir las oscilaciones de la producción que, para la actividad normal de la empresa, se generen y creen un desajuste temporal entre el empleo estable de la compañía y el que se requiere. Estos podrán utilizarse solo en el caso de no pueda hacerse un contrato fijo discontinuo. Su duración será de hasta seis meses, ampliables a un año por convenio colectivo sectorial.

La segunda submodalidad de contrato temporal por circunstancias de la producción está destinado a atender situaciones ocasionales, que sean previsibles y que tengan una duración reducida y delimitada. En este caso la duración será de 90 días en el año natural, pero sin que puedan ser utilizados de manera continuada.

Estas causas y contratos se aplicarán también a las empresas de trabajo temporal. Además, las contratas y subcontratas o concesionarias de la Administración podrán concertar una de estas dos modalidades de contratación de circunstancias de la producción si se cumplen los requisitos descritos, aunque la ley prohíbe expresamente que el motivo habilitante de estos contratos sea que el servicio se realiza en el marco de una contratista o subcontratista.

El otro tipo de contrato temporal es el de sustitución. Se podrá usar para suplir a una persona con derecho a reserva de puesto de trabajo, para completar la jornada reducida o para cubrir un puesto durante un proceso de promoción o selección.

Contrato 1

Contrato fijo-discontinuo

Los legisladores pretenden que las empresas opten por esta modalidad, de naturaleza indefinida pero intermitente para sustituir un buen número de contratos que hasta ahora eran temporales. Para ello, la ley permitirá que se haga este contrato para trabajos de naturaleza estacional o vinculados a actividades productivas de temporada. Y también para aquellos que no tengan dicha naturaleza pero que, siendo de prestación intermitente, tengan “periodos de ejecución ciertos, determinados o indeterminados”.

También estarán destinados a la prestación de servicios en el marco de la ejecución de contratas mercantiles o administrativas que, siendo previsibles, formen parte de la actividad de la empresa. Asimismo, las empresas de trabajo temporal podrán suscribirlos.

Contrato 4

Contrato de formación

Se crean dos tipos: el de formación en alternancia, que combinará trabajo y formación (dual), no tiene límite de edad (salvo 30 años en algunas formaciones específicas) e implicará que el contratado tenga un tutor; su duración deberá de ser entre tres meses y dos años como máximo. El tiempo de trabajo no podrá ser superior al 65% de la jornada de convenio o máxima legal en el primer año o al 85% en el segundo. Y la retribución se fijará en el convenio y, si no fuera así, no podrá ser inferior al 60% de ese puesto o al 75% en el segundo año. Nunca será inferior al salario mínimo en proporción al tiempo trabajado.

La segunda modalidad será el contrato para la obtención de práctica profesional y está destinado a quienes tengan título universitario o certificado de FP o equivalente. Debe suscribirse dentro de los tres años siguientes a la obtención del título (cinco si se hace a una persona con discapacidad). Tendrá duración mínima de seis meses y máxima de un año.

Obra mujer

Contrato indefinido para la construcción

Se crea un nuevo contrato fijo para este sector. Cuando la obra finalice, la empresa estará obligada a ofrecer una recolocación al empleado en otra obra e incluso a recualificarlo si fuera necesario para el nuevo puesto. Pero este contrato se puede extinguir “por motivos inherentes a la persona” (que el trabajador rechace el nuevo empleo, que no sea adecuado para ningún puesto aun recualificándole o que no haya empleos para esa persona en otra obra de la misma provincia, entre otros).

La indemnización que cobrará el trabajador que tenga este contrato será del «7% de los conceptos salariales establecidos en las tablas del convenio colectivo que resulte de aplicación y que hayan sido devengados durante toda la vigencia del contrato, o la superior establecida por el Convenio General del Sector de la Construcción». Si bien estas condiciones de extinción no se aplicarán al personal de estructua del personal de las empresas de construcción.

 

Nuevos límites al encadenamiento

  • Nuevos límites al encadenamientoContrato 2

  • Dos años. El próximo jueves, 31 de marzo, también entrarán en vigor nuevos límites más restrictivos al encadenamiento de contratos. Se reduce de 24 a 18 meses (frente a los 30 actuales) el plazo permitido para encadenar contratos eventuales con o sin solución de continuidad, mediante dos o más contratos por circunstancias de la producción. Si esta fórmula se incumpliera, el trabajador pasará a adquirir la condición de indefinido. A efectos de contar el número de contratos del periodo y plazo para calcular el encadenamiento, se tendrán en cuenta solo los contratos vigentes a 31 de diciembre de 2021.
  • Fijeza del puesto. Pero además será también fija la persona que ocupe un puesto de trabajo que haya estado ocupado, con o sin solución de continuidad, durante más de 18 meses en un periodo de 24 meses por contratados temporales.

Contrato 3